Cargando...

Guía para Principiantes: Cómo montar un vaper por primera vez

cómo montar un vaper por primera vez

Cuando se empieza a vapear con cigarrillos electrónicos desechables o con pods de sistema cerrado, lógicamente puede pensarse que el vapeo es cosa bien sencilla. Y aunque no es necesario pasar un postgrado para vapear, hacerlo de forma correcta, así como aprovechar cada una de sus posibilidades sí que requiere una curva de aprendizaje. 

Dentro de lo que se debe aprender, el cómo montar un vaper por primera vez resulta una de las consultas más frecuentes, así como una de las experiencias más satisfactorias o frustrantes al comenzar a vapear. 

De esa primera experiencia dependen muchas decisiones futuras en tus hábitos de vapeo, por lo que te proponemos aprender todo para que puedas contar luego a tus colegas “mi primer vaper fue toda una pasada!”

Paso a paso para montar un vaper

En este punto, vale la pena aclarar que solamente los kits de vapeo y dispositivos avanzados son los que necesitan montaje. En el caso de los vapes desechables, esto no es necesario, ya que su funcionamiento se basa en la activación mediante la calada. Ahora bien, si estamos tratando con un vape recargable propiamente dicho, seguiremos los siguientes pasos: 

1. Alista tu vape

Lo primero es lo lógico, sacar el dispositivo de la caja, y colocarlo de preferencia en una superficie lisa en donde puedas trabajar con comodidad sin que ocurran derrames o caídas accidentales. Es bueno que tengas el manual de uso a mano, o la información online del mismo, ya que a la hora de rellenar o ajustar la potencia de salida, será mejor no improvisar y atenerse a las instrucciones del fabricante. 

2. Llena el cartucho o tanque con e-líquido

En caso de que tu vaper sea un pod, necesitarás rellenar el cartucho por primera vez. Para ello, necesitas localizar dónde se encuentra la abertura del depósito que permite rellenar el mismo. La mayoría de pods se llenan desde arriba o por el lado, de cualquier modo no tienes que romperte demasiado la cabeza, pues si aún conservas el folleto del dispositivo, este lo indicará sin lugar a dudas. 

Si por otra parte, utilizas un tanque como depósito, necesitarás comprobar si el mismo se llena desde arriba o desde abajo. Una vez determinado el lugar por donde se llenará, utiliza la botella de e-líquido, una jeringa o gotero para llenar lentamente el depósito.ç

En este punto es muy importante no rellenar demasiado, por lo que es bueno fijarse en que el depósito tenga una línea delimitando el máximo de e-líquido admitido. 

Al terminar el relleno, toca cerrar la tapa.  

3. Imprima la resistencia

La imprimación es un paso importantísimo si quieres obtener el mejor sabor y experiencia de vapeo. Antes de proceder a ello, dejemos reposar por 5 minutos el e-líquido que hemos depositado en el tanque, y luego retira el tanque o cartucho del dispositivo y da una calada muy lenta mediante la boquilla, para que no nos caiga el e-líquido en la boca. 

Al dejar asentar el e-líquido por 5 minutos, logramos que la mecha de algodón se impregne de líquido, y luego al succionar un poco, haremos que el e-líquido llegue a la resistencia más rápido, de modo que podrás disfrutar del sabor del líquido de forma más rápida. 

4. Configuraciones necesarias

Existen dos tipos de vapes, en lo que a configuración se refiere: los de potencia fija y los de potencia variable.

Los primeros son fácilmente reconocibles porque no tienen una pantalla en la que se puedan ver ajustes, ni botones laterales para realizarlos. Los segundos sí que tienen botones y pantalla, por lo que podrás hacer las configuraciones necesarias. 

Si tu vape no tiene la opción de ajustar la potencia de salida, puedes comenzar a vapear, pero si la tiene, es necesario configurar la potencia correcta:

  1. Fíjate en el manual o el empaque del vape, en busca del wattage que admite el dispositivo. 
  2. Si tu dispositivo, por ejemplo, viene con una resistencia de 1.8 ohms, lo cual suele acompañarse de una potencia de salida de entre 9 y 15 V, puedes comenzar ajustando la potencia en un punto intermedio, por ejemplo 12 V, mediante los botones. 
  3. De esta forma, te aseguras de no sobrecargar, pero tampoco sub-utilizar la resistencia del dispositivo. 

5. Comienza a vapear

Solo resta reensamblar el tanque al cuerpo del vaper, y ya estaremos listos para empezar a vapear. Y a todas estas, quizás algunos se pregunten: ¿Cuál es la forma correcta de vapear? Pues lo comentamos paso a paso:

  1. Pon la boca en la boquilla del vape, y comienza a succionar (si tu vape tiene un botón de encendido, tendrás que presionarlo a la vez). 
  2. Inhala durante 1-2 segundos, y ve probando cuánto es el tiempo ideal de calada para ti: solo recuerda, mientras más larga sea la calada más rápido acabará el e-líquido y más rápido necesitarás cambiar la resistencia. 
  3. Mantén el vapor en tu boca, o déjalo llegar hasta tus pulmones, según el tipo de vapeo que quieras experimentar, y luego exhala todo el vapor, ya sea por la nariz o por la boca. 

Tips Vapori

Ahora que ya sabes como montar un vaper por primera vez, cómo rellenar un vaper y otros detalles relativos a la configuración, te dejamos algunos tips y consejos de nuestros especialistas para que logres la mejor experiencia de vapeo posible: 

  • Nunca dejes que tu tanque se seque: Para alargar la vida de tus resistencias y del vape en general, así como para evitar el golpe seco o el sabor a quemado durante el vapeo, lo ideal es que rellenes tu depósito cuando este se encuentre a ⅓ de vaciarse y no menos. 
  • Recarga tu vape regularmente: Tristemente, muchos vapeadores que se inician en la práctica para dejar el tabaco, terminan usando las dos cosas porque se quedan sin batería durante el día, y terminan fumando un cigarrillo para aplacar las ansias de fumar. Por ello, para evitarlo, mantén una rutina de carga: si pones tu smartphone a cargar todas las noches, haz lo mismo con tu vaper, y lleva siempre contigo el cargador en caso de que ocurra un imprevisto y no puedas volver a casa el mismo día. 
  • Vapeo MTL o DTL: Algunos vapes son óptimos para distintos estilos de vapeo, por ello es bueno que conozcas cuáles son. El vapeo MTL o “mouth to lung” es la modalidad en la cual primero se inhala el vapor del cigarrillo electrónico hacia la boca, manteniéndolo brevemente allí, para luego dejarlo pasar a los pulmones. Es con frecuencia el estilo de vapeo ideal para los principiantes, pues imita la forma en que la mayoría de personas fuma. Por otra parte, el vapeo DTL o “direct to lung”, también conocido como vapeo sub-ohm, es aquel en que se inhala el vapor directamente a los pulmones, como si tomáramos una bocanada de aire. Esta forma de vapear es más utilizada por vapeadores experimentados, ya que para los novatos el vapor puede resultar demasiado denso como para pasarlo de un golpe a los pulmones, lo que podría causarles tos o malestar. 

Preguntas Frecuentes:

¿Se puede rellenar un vaper con agua?

No es recomendable que se rellene un vaper con agua. A pesar de las posibles experiencias de algunos usuarios al respecto, el vapear agua en lugar de e-líquidos (que tienen una consistencia más densa que el agua), puede causar quemaduras en la boca y los labios, pues el vapor de agua es mucho más caliente que el que producen los e-líquidos al vaporizarse. Además, el agua puede causar daños en el dispositivo de vapeo, acortando su vida útil. 

¿Cómo activar un vape desechable?

Para activar un vape desechable, basta con dar una calada a la boquilla directamente. Estos vapes están diseñados para activarse con la calada, de modo que no se requiere de botones o de cambio de batería para su uso. Si acabas de sacar un vape desechable de su caja y al succionar por la boquilla no se activa, asegúrate de no tener cubierto el extremo opuesto a la boquilla, lo cual podría estar evitando el paso de aire que es necesario para activar el funcionamiento del equipo. 

¿Cuántos segundos vapear?

Para los principiantes, vapear o inhalar durante 1-2 segundos es más que suficiente. Para usuarios con más experiencia, las caladas pueden durar entre 3-5 segundos. Ten en cuenta que hacer caladas demasiado largas puede secar la mecha de la resistencia demasiado rápido, lo cual provocará un golpe seco y de continuar, quemar la mecha y dañar la resistencia. Lo ideal es encontrar un punto intermedio en que te sientas satisfecho, pero no fuerces el dispositivo hasta sus límites.

¿Cuándo se Vapea se traga el humo?

Cuando se vapea no se traga humo, porque los vapers no producen humo, sino vapor. El humo y el vapor son cosas distintas, pero en general al vapear, se inhala el vapor hasta los pulmones. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.